La exención climática del lunes para los aeropuertos del área de la ciudad de Nueva York se ha ampliado para incluir los aeropuertos de Filadelfia, Baltimore y Washington D.C.

Dicha exención permitirá a los clientes con flexibilidad en sus planes de viaje realizar un cambio único en su itinerario, sin incurrir en cargos por el mismo.

Para la tarde del lunes se espera que las tormentas eléctricas en estas regiones causen paradas en tierra del Control de Tráfico Aéreo y demoras de hasta tres horas en algunos casos. Las compañías de conexión de la aerolínea han cancelado más de 130 vuelos en total, aumentando las probabilidades de que las paradas en tierra impliquen restricciones de tiempo para la tripulación.

Mientras el equipo de meteorólogos de la aerolínea se mantiene atento a las condiciones climáticas actuales, el equipo de Planificación Estratégica de Delta en el Centro de Control de Operaciones (OCC por sus siglas en inglés) de la aerolínea se encuentra trabajando en conjunto con la Administración Federal de Aviación (FAA por sus siglas en inglés) para ayudar a operar sin retrasos la mayor cantidad posible de vuelos dentro y fuera de estas áreas.

Se invita a los clientes a verificar el estado de su vuelo en Delta.com o en la aplicación móvil Fly Delta. Los clientes también pueden recibir actualizaciones enviadas directamente a su dispositivo móvil o por correo electrónico con One-Time Flight Notification.

Descubra más sobre las exenciones climáticas de Delta aquí.

Viernes 19 de julio, 8:42 p.m. ET

Delta ha emitido una exención climática para cinco aeropuertos del área de la Ciudad de Nueva York antes de las inclemencias del tiempo pronosticadas el lunes 22 de julio en la Gran Manzana.

Las tormentas eléctricas que se esperan en todo el noreste posiblemente originen iniciativas de control de tráfico aéreo y retrasos en las rutas de los vuelos dentro y fuera de la región el día lunes. Los aeropuertos JFK International, LaGuardia, Newark Liberty, Newburgh y White Plains están incluidos en esta exención.

La exención permitirá a los clientes con flexibilidad en sus planes de viaje realizar un cambio único en su itinerario sin incurrir en cargos por el mismo.

El equipo de meteorólogos de Delta trabaja las 24 horas del día para monitorear el clima próximo que pueda obstaculizar las operaciones, compartiendo regularmente la información más actualizada con los equipos de la aerolínea. Usando las últimas previsiones meteorológicas, los equipos de operaciones tomarán decisiones informadas sobre cualquier posible ajuste en las rutas de vuelo y las salidas programadas.

Se invita a los clientes a verificar el estado de su vuelo en Delta.com o en la aplicación móvil Fly Delta. Los clientes también podrán recibir actualizaciones enviadas directamente a su dispositivo móvil o por correo electrónico con One-Time Flight Notification.

Descubra más sobre las exenciones climáticas de Delta aquí.

Share