Aproximadamente un centenar de entusiastas sentimentales de la aviación viajaron de diferentes ciudades para reunirse en Atlanta y ver volar por última vez a los MD-88 y MD-90. Los vuelos finales trajeron gratos recuerdos de la aeronave conocida en el mundo de la aviación como los Mad Dogs y su servicio a los clientes y la tripulación de Delta durante los últimos treinta años. Los entusiastas rememoraron y compartieron recuerdos en la puerta de embarque antes de las salidas finales. 

Los asistentes fotografiaron, saludaron y aplaudieron cuando el veterano avión partió hacia Arkansas para celebrar su merecido retiro. 

Temas Relacionados: Aeronaves, MD-88, MD-90